¡Que el verde y el arte inunden nuestras vidas!

¡Que el verde y el arte inunden nuestras vidas!

Teatro Espontáneo-
Fundación SaludArte
Inauguración de Casa Verde

Un sábado frío con sol y viento tuvo lugar la inauguración oficial en la Casa Verde, un espacio abierto al barrio y a la comunidad, que encontrarás en el Municipio Ch. Y decimos inauguración oficial, porque la otra, la efectiva ya está. Es que hace aproximadamente un año los vecinos decidieron tomar este espacio y convertirlo en el centro de sus actividades, así de posible depósito de papeleras ha pasado a salón multiusos, y ya es conocida por la Casa Verde, por motivos obvios. Éste es espacio físico del proyecto sociocultural de formación para las artes dirigido a la comunidad, gestionado a través de un grupo de vecinos e integrantes del concejo vecinal, con el apoyo del Centro Comunal 4 y del Municipio Ch.

SaludArte estuvo festejando esta inauguración, en el corazón de esa gran manzana verde, entregando su teatro espontáneo, un teatro que nace del momento, del instante creador entre espectadores y actores, sin guión, pero que esta vez llevaba un título: El arte en nuestras vidas.

Cuatro actores: Natalia, Gonzalo, Cintia, Mauricio y un conductor, Emiliano, nos empezaron mostrando lo que era o había significado el arte para ellos… como les llevó a abandonar la casa de la madre, cambiar de oficio, porque hay otras cosas que hacer a las dos de la mañana además del pan, o atender a enfermos, y se puede buscar ser sexy entre las tablas de un escenario, porque el arte es eso… algo que nos lleva a sentirnos bien y ser mejores personas.

Esta es una de las misiones de SaludArte, una fundación sin fines de lucro, sin afiliación política ni religiosa, en busca la promoción de salud a través del arte y del humor. Esta mañana, durante más de una hora lo consiguieron, porque las cincuenta personas, incluyendo niños, madres y abuelos que allí estábamos comprendimos que la salud es un estado de bienestar físico, psíquico y social, que sirve para recuperar el contacto humano y la imaginación creadora… y en ese sentido Joaquín, un pequeño de apenas siete años, fue el más valiente en ofrecer su percepción del arte, y la pérdida de éste cuando la guitarra se rompe. Los actores y actrices de SaludArte se encargaron de transformar sus palabras en una “escultura fluida”, a la que Bruno, el sexto miembro del grupo, puso música.

La mecánica de funcionamiento del teatro espontáneo es sencilla, como explicó Emiliano, entre el público, esta vez mayoritariamente femenino, y de forma voluntaria Olga, Chichi, Lorna, Isabel, Carolina, Brenda compartieron con el resto su experiencia en los talleres de la Casa Verde. Fueron apenas cinco pinceladas hablando de su percepción, sus compañeros, sus emociones al asistir a las clases, y de ahí los actores y actrices se montaron su historia, que no era otra que la historia de esas personas convertidas ahora en personajes. Esto es lo más interesante del teatro espontáneo, la capacidad de trascender lo cotidiano, la historia y las características de cada uno, en algo que podemos ver en un escenario, como si se tratara de un espejo, en el que el reflejo es el nuestro sólo que con más sentido del humor. Reírse de uno mismo es un ejercicio muy, muy sano, y deberíamos practicarlo más a menudo, creo que esto es lo que nos llevamos a casa, habernos visto en la mirada del otro y reírnos con él de nosotros mismos. Nos llevamos un cachito de felicidad que es, ni más ni menos, lo que los vecinos quieren entregar en este espacio comunal, un espacio verde, tan verde como la esperanza.

Para acabar, y a modo de resumen, en un círculo cuadrado, una ronda del tiempo, en la que los miembros de SaludArte nos recordaron algunas de las consignas que salieron de forma espontánea en esa mañana: esperando el miércoles, quita las papeleras y abramos el espacio, nosotras siempre estamos aquí, es que me pongo roja, o dejas el teatro o te buscas otra casa, verde que te quiero verde, el arte es lo que los niños intuyen y los mayores desaprendemos….

Tras una jornada tan cercana, tan compartida no faltaron los dulces, los sandwiches y la música espontánea de Coco, un vecino que se arrancó con un par de tangos, por si los que acuden al taller de baile se animaban… aunque esta vez no pudo ser.

El centro cultural Casa Verde aún está verde, esperando madurar y llenarse de proyectos, de vida, de esperanza, de alegría, de sonrisas, de felicidad, justo en la esquina de Magariños Cervantes y Grauert, esperando que también llegues vos a participar del placer estético de este nuevo espacio comunitario.

Montevideo, 15 de junio de 2013

Compañía de Teatro Espontáneo SaludArte

Dirección:
Emiliano Duarte

Actuación:
Cintia Caballero, Natalia Casanova, Mauricio Chiessa, Gonzalo Pieri.

Música:
Bruno Medina

Coordinación:
Natalie Katz

Registro fotográfico y audiovisual:
Lucía González, Ana López y Sofía Ponce de León

Crónica:
Ana López
Descargar

Últimas Entradas